¿El helado es bueno para la salud? Veamos, el helado puede ser una delicia, ya que es cremoso, frío y dulce. Sin embargo, como muchas golosinas azucaradas, está cargado de calorías, azúcar y grasa.

Naturalmente, es posible que te preguntes sobre las posibles desventajas de este postre, y si puedes incluirlo en una dieta saludable.

¿El helado es bueno para la salud?

Este artículo te dice todo lo que necesitas saber sobre el helado.

1Nutrición del helado

El perfil nutricional del helado varía según la marca, el sabor y el tipo.

En la mayoría de los casos, el helado premium, que se procesa para ser más rico y cremoso que el helado normal, también es más rico en azúcar, grasa y calorías.

Curiosamente, si bien los productos con bajo contenido de grasa o sin azúcar a menudo se promueven como más saludables, estas opciones pueden contener aproximadamente la misma cantidad de calorías que el helado normal.

Además, los productos sin azúcar agregada generalmente albergan edulcorantes como los alcoholes de azúcar, que pueden causar problemas digestivos, como hinchazón y gases, en algunas personas.

2Posibles inconvenientes

Como la mayoría de los postres procesados, el helado tiene varios inconvenientes de salud para tener en cuenta.

Rico en azúcares añadidos

No es ningún secreto que el helado está cargado de azúcar.

Muchas variedades contienen 12–24 gramos de azúcar agregada en solo una porción de 1/2 taza.

Se recomienda que limites los azúcares agregados a menos del 10% de tus calorías diarias, o aproximadamente 50 gramos de azúcar para una dieta de 2000 calorías.

Por lo tanto, una o dos porciones pequeñas de helado pueden empujarte fácilmente hacia este límite diario.

Denso en calorías y bajo en nutrientes

El helado está cargado de calorías pero ofrece pocos nutrientes, aparte del calcio y el fósforo.

Si comes helado como un regalo ocasional, no debes preocuparte por su falta de nutrientes. Sin embargo, si a menudo reemplazas alimentos ricos en nutrientes como frutas, verduras o granos enteros con helado, tu dieta podría carecer de las vitaminas y minerales necesarios.

Además, la alta carga de calorías del helado puede promover el aumento de peso si comes demasiado.

Puede contener aditivos no saludables

Muchos helados son altamente procesados e incluyen ingredientes como sabores artificiales y aditivos.

Algunos ingredientes artificiales y conservantes se han asociado con efectos negativos para la salud, mientras que otros han demostrado ser seguros.

La goma guar, que se usa para espesar y texturizar los alimentos, también es común en los helados. Generalmente se considera seguro, pero se ha asociado con efectos secundarios leves, como hinchazón, gases y calambres.

3¿Puedes incluir el helado en una dieta saludable?

Es perfectamente aceptable disfrutar de un postre ocasional como parte de una dieta saludable. La clave es la moderación.

Para evitar el exceso, prueba productos con porciones como barras de helado o mini contenedores. De lo contrario, puedes usar tazones pequeños en lugar de grandes para mantener tus porciones bajo control.

Recuerda que aunque las variedades bajas en grasa o bajas en azúcar pueden parecer más saludables, no son necesariamente más nutritivas o incluso más bajas en calorías que otras opciones, y pueden contener ingredientes artificiales. Usa la discreción leyendo cuidadosamente las etiquetas.

4Recomendaciones para un helado saludable

Cuando compres un helado, revisa cuidadosamente las etiquetas de nutrición e ingredientes. Elige productos hechos principalmente de ingredientes reales, como crema, leche, cacao y vainilla.

¿Te interesa saber más datos sobre la leche?↖

Si es posible, evita los helados muy procesados eligiendo aquellos con una pequeña cantidad de ingredientes fáciles de leer.

Alternativamente, intenta hacer un helado bajo en calorías y rico en nutrientes en casa usando solo dos ingredientes simples:

  • 2 plátanos maduros , congelados, pelados y picados
  • 4 cucharadas (60 ml) de almendras, coco o leche de vaca sin azúcar

Bate los artículos en una licuadora o procesador de alimentos hasta que alcance una consistencia cremosa. Agrega más leche si es necesario. Puedes servir la mezcla de inmediato o congelarla para obtener una textura más esponjosa.

Este postre no incluye azúcar agregada, menos calorías y más nutrientes que el helado normal.

El helado es una delicia dulce y refrescante.

Sin embargo, tiene un alto contenido de azúcar, calorías y posiblemente aditivos e ingredientes artificiales.

Por lo tanto, debes leer las etiquetas cuidadosamente si deseas un postre más saludable.

El helado puede ser parte de una dieta saludable y bien balanceada si se consume ocasionalmente y con moderación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here